“El medio es la violencia”, libro que publica Roberto Samar

Los enunciados y denominaciones que abundan en los medios de comunicación convencionales como instrumentos de consolidación de la desigualdad, las supremacías raciales y la discriminación, son enfocados en un libro que está presentando en abril de 2017 Roberto Samar, comunicador y docente de la Universidad de Río Negro.

  

   “El medio es la violencia, cultura, comunicación y construcción de la realidad” es publicado por Ediciones con doble zeta, de Neuquén. La obra propone una serie de artículos en medios nacionales y regionales para avanzar en el debate que plantea.

   Samar explica en el prólogo que reúne herramientas con la aspiración de que convoquen a “una mirada crítica a los discursos hegemónicos que nos atraviesan y que muchas veces naturalizamos”. Son discursos que, agrega, “fortalecen determinados puntos de vista y que contribuyen a la vulneración de derechos de determinados sectores”.

   Uno de los ejemplos tratados es el de una nota que el diario Río Negro, de General Roca, publicó el 10 de enero de 2015, con firma del historiador Luis Alberto Romero. El tema de fondo es el genocidio cometido por las élites dominantes en el siglo XIX, bajo la denominación eufemística de “Campaña del Desierto”.

   Samar recuerda que Romero escribió que “no se puede juzgar los hechos del pasado con los valores del presente”, con lo que pretende hacer creer que “en el siglo diecinueve había un pensamiento único: El de la generación del 80. Un pensamiento que idealizaba a Europa y despreciaba a los indígenas y a los gauchos”. El autor dice que por esa vía se desconocen otras posturas, incluso anteriores, accesibles incluso con un repaso rápido de la historia.

   Contenidos variados y de procedencia diversa son analizados en el libro. Es el caso del personaje Mickey, de Disney, que transmite un machismo extremo, así como el canal Disney Junior, que “coloca a lo masculino como protagonista de la mayoría de las producciones”, dice el autor.

   El libro cuenta con un texto introductorio de Taty Almeida, de Madres de Plaza de Mayo Línea Fundadora, quien saluda el intento de “reunir colectivamente los esfuerzos de muchos en este material accesible, que fundamenta y abona la idea de un ejercicio pleno del derecho a la comunicación y a la información como un derecho humano sin el cual la democracia se torna imposible”.