La maquinaria del macrismo para exportar las culpas

La culpabilización del otro y de los otros, y la autoexculpación de toda responsabilidad por los hechos trágicos de estos días, es uno de los rasgos centrales del accionar del gobierno de Mauricio Macri, expresa el sociólogo y ensayista Horacio González. La estrategia se asienta en un formidable poder mediático, dice en una nota en la revista La Tecla Eñe.

   El ex director de la Biblioteca Nacional afirma que “con la culpa del otro -pues la culpa es el otro-, se pretende colonizar a la fuerza las áreas argumentales del yo público y del yo privado”.

   “Gobiernan desterrando sus culpas, terratenientes de su propia salvación como individuos carentes de las preliminares de un examen del yo culpable. Se vuelcan como un torrente contra un blanco selecto. Como un arco voltaico funesto, en la otra punta de Nahuel o de Maldonado está Cristina Kirchner. Aquí no hay peritaje, ni siquiera existe su simulacro. Porque la culpa originada en un hueco recóndito de las conciencias, que reproducen los flechazos más venenosos de la historia nacional, tiene un conducto mitológico ya preparado de antemano”.

   El mecanismo, dice González, se aplica tanto a la situación del submarino ARA San Juan como a las muertes de Santiago Maldonado y Rafael Nahuel. “El trágico hundimiento del submarino San Juan originó de inmediato una vergonzosa deriva de todos los medios oficialistas –que son, efectivamente, todos-, para comenzar a inclinar la opinión ciega, fustigadora, hacia el gobierno anterior”.

   Horacio González examina también en esta nota en La Tecla Eñe la recurrencia del macrismo y su dispositivo de información y opinión a instalar el concepto de amenazas del “terrorismo”, que tanto se menciona en los medios oficialistas respecto del pueblo mapuche.

   “El terror a secas -advierte- tiene un significado específico, fusiona una institución pública con su contracara secreta, a fin de denudar de ley a un grupo humano y convertirlo en laboratorio para cautiverios autoinfrigidos. Los va considerando un campo total de experimentación del miedo y del gobierno técnico de los cuerpos”.

   Y sostiene después: “Exportar la culpa es la consigna del macrismo.  De ahí el modo en que recubre sus acciones represivas contra el pueblo mapuche. Primero, definiéndolos como un grupo minoritario de terroristas, que ‘desconocen el estado argentino’. En vez de sacar lecciones profundas de esta expresión de los grupos mapuches más politizados, siguen cabalgando hacia Choele-Choel con su onírica patrulla de caminos”.

   La nota completa está disponible en este enlace:

http://www.lateclaene.com/horacio-gonzlez-los-dos-estados