Persecución del gobierno de la Ciudad de Buenos Aires a las radios comunitarias

Radios comunitarias de la Ciudad de Buenos Aires denunciaron que el gobierno a cargo de Horacio Rodríguez Larreta les impuso apercibimientos, lo que amenaza con eliminarlas del Registro de Medios Oficiales, y así retirarlas de la distribución de la publicidad estatal. Esto crea el peligro de causar su cierre, con el único fin de acallar las voces que no hacen oficialismo.

 

  La denuncia se inscribe en la política contra el proyecto de un sistema plural de medios dispuesto por la Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual, 26.522, y que el gobierno de Macri puso en marcha desde que asumió, en diciembre de 2015, cuando modificó esa norma por decreto para favorecer la concentración en manos del Grupo Clarín, su principal aliado y sostén.

   Las radios que hacen la denuncia explican que su participación en la distribución de la publicidad del estado capitalino está prevista por ley.

   El ataque gubernamental a los medios cooperativos, universitarios y comunitarios se expresa en muchas otras acciones, como el decomiso de equipos en varios puntos del país y una administración negligente de los fondos de fomento, con pagos atrasados y convocatorias demoradas, en violación a la Ley 26.522.

   En el caso de las radios comunitarias de la Ciudad de Buenos Aires, difundieron el comunicado que sigue:

 

Basta de Persecusión del Gobierno de la Ciudad a las Radios Comunitarias

El 1 de agosto el Registro de Medios Vecinales, creado por la ley 2587, que depende del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires apercibió a 39 producciones radiales, la mayoría pertenecientes a radios comunitarias como Radio Gráfica, FM La Tribu, Frecuencia Zero y La Retaguardia.

Creemos que se trata de una persecución política para acallar voces críticas a los gobiernos nacional y local. Este apercibimiento, que implica una instancia previa a la suspensión y expulsión del Registro, se da en el marco de una rebaja en la pauta publicitaria, y de un “apagón” de todos aquellos medios que visibilizan a quienes luchan contra el actual modelo neoliberal.

Para los medios comunitarios, quedarnos sin la pauta publicitaria de la Ciudad, un derecho democrático al que accedemos a través del Registro de Medios Vecinales, sería empezar a apagarnos. Porque ya nuestras condiciones de producción están al límite, producto de la inflación. Sin este recurso, se ponen en riesgo decenas de fuentes de trabajo.

Por eso convocamos a toda la comunidad de la Ciudad de Buenos Aires, a los centros culturales, sindicatos, organismos de derechos humanos, legisladorxs, comunerxs, instituciones educativas, de salud, que son parte de nuestros medios, a DEFENDER un Registro de Medios Vecinales plural, con todas las voces.

El miércoles 15 de agosto a las 11 am haremos una CONFERENCIA DE PRENSA frente a la sede del Gobierno porteño en Parque Patricios, con representantes de cada medio, para denunciar esta persecución y dar cuenta de la gran solidaridad que supimos construir en años de trabajo.

*PORQUE SIN MEDIOS COMUNITARIOS NO HAY DEMOCRACIA. EXIGIMOS EL CESE DE LA PERSECUCIÓN POLÍTICA Y EL AJUSTE EN EL REGISTRO DE MEDIOS VECINALES*

 

   Comunicadores de la Argentina repudia estas acciones del gobierno de Larreta y denuncia que se inscriben en la estrategia oficialista de permitir únicamente la continuidad de los grupos de medios que responden a sus políticas, con información manipulada, lanzamiento y sostén de cada una de las maniobras del gobierno contra sus adversarios y censura a las noticias que no le son favorables, en un ataque sostenido a la libertad de expresión y al derecho de la población a estar informada.