Aproximación sobre “post-verdad”

Hablar de “post-verdad” está de moda, da tono “moderno” y permite presumir de cierto nivel intelectual. Pero es un asunto que también puede ser enfocado con profundidad. Es lo que intenta en una nota François Soulard, del Foro Mundial de Medios Libres y la Red de Comunicadores del Mercosur, e integrante de COMUNA.


    Para esta aproximación, Soulard toma como punto de partida a los Sofistas de la Grecia antigua, a quienes ubica como inventores de la retórica, “una escuela discursiva versando a veces en lo especulativo y lo ilusorio”.
 
   En la nota pasa por una enumeración de otras etapas en las que encuentra ciertos rasgos distintivos del desarrollo de los discursos que emana el poder, solo como ejemplo que “nos sugieren que más allá del acercamiento un tanto maniqueo que nos propone el término de post-verdad, resulta en definitiva más enriquecedor entender las circunstancias y su itinerario de elaboración”.
 
   En ese itinerario, el autor se ubica en el escenario internacional, en los significados de la derrota estadounidense en Vietnam y en las estrategias que la potencia comenzó a desarrollar para nuevas formas de confrontación, bélica pero también fuertemente comunicacional.
 
   Si la denominación “post-verdad” sirve para referir a una tendencia en la cual se recurre a las emociones y a los imaginarios de las personas para orientar sus decisiones, en detrimento del relato de hechos objetivos, es el caso de ponerla en juego, dice Soulard, para acontecimientos tales como la llegada de Donald Trump a la Casa Blanca y el rechazo de los británicos a permanecer en la Unión Europea.
 
   La nota completa está disponible en este enlace: